MINERÍA ARTESANAL Bentonita de Zonda para alimento balanceado, también con subsidio

Son dos proyectos asociados para producir alimento para el mercado interno y también para la exportación. La meta es comenzar a producir 70 toneladas mensuales.

Por Viviana Pastor.

  • Los pequeños mineros piden cancha. La explotación de bentonita también ocupa lugar en el calendario de reactivación de las pequeñas minas, de la mano del Programa de Asistencia Financiera para la Minería Artesanal.
Son 64 los proyectos ganadores de subsidios que apuntan a toda la pequeña minería, desde piedras semipreciosas para joyas hasta arcillas para cremas.
Mario Huerta tiene su cantera de bentonita en Zonda y asociado con Eduardo Moncunill presentaron dos proyectos para reactivar una mina y elaborar alimento para pollos.  El proyecto de Huerta ganó $50.000 y el de Moncunill, $250.000. «Yo me quedé corto, creo que hice mal los números pensando que no iba a ganar”, lamentó Huerta.
El monto que le dieron a Huerta, ya recibió la mitad, le alcanzará para comprar un grupo electrógeno y un martillo eléctrico para la mina. Mientras que lo que le dieron a Moncunill será destinado a la planta en Albardón, construir un galpón, un molino e instalar energía trifásica.
La mina Lostenia, ubicada en la Sierra Chica de Zonda, 2 kilómetros al sur del Cerro Blanco, se explotará en un solo frente, por lo que serán unas 70 toneladas por mes de bentonita lo que extraerán. Cuando puedan acceder a la cantera por dos frentes, el volumen podría duplicarse.
De Zonda la piedra saldrá en camiones para ser transportada hasta la planta de proceso en Albardón. Allí se molerá hasta dejarla como una harina y se mezclará con maíz molido. «Se pasará por un molino e ira a un silo donde se compactará la arcilla con el maíz. La bentonita lo que hace es matar la bacteria del maíz por eso el animal engorda, es un producto para granjas criadoras. De Albardón saldrá un producto embolsado y con nombre, aunque eso no lo tenemos”, aseguró Huerta.
Tampoco están al día con los precios del producto en el mercado. «Estamos en contacto con técnicos de Minería de Buenos Aires y cuando llegue el momento veremos el precio en el mercado”, señaló.
La meta es comercializar en el mercado interno pero sin descartar la exportación, «si sale alguna venta afuera también la haremos, es cuestión de afirmarse”.
«Es muy lindo este programa del Ministerio de Minería de la Provincia, me gusta mucho que la gente que quiere trabajar tenga este apoyo. Es un incentivo importante, yo ya tengo mi edad pero no quiero dejar de hacer cosas y uno siempre busca aferrarse a un sueño”, contó Huerta.
Este emprendedor conoce el tema. Trabajó en la obra del dique Los Caracoles, en la construcción de túneles de la mina Gualcamayo, en la explotación de bentonita en Mogna, y de en piedra laja y amianto en Pie de Palo. Trabajó para todas las grandes empresas en obras históricas, Techint, Panedile, Cartellone, entre otras. «Me metí en algo que entiendo”, aseguró,
Tuvo que dejar la actividad minera luego de sufrir un accidente con una máquina topadora en Gualcamayo, que se le dio vuelta y le provocó fisura de cartílagos. Luego de eso lo jubilaron, pero no lograron que dejara de trabajar, ahora con su propio emprendimiento.
«Gracias a Dios me jubilé y ahora me voy a dedicar a lo mío. Ya no trabajo para mí, trabajo para mis yernos”, bromeó Huerta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.