El presidente estadounidense, Donald Trump llegó este miércoles a China como parte de su gira por la región Asia-Pacífico. La visita del líder de EE.UU. a este país asiático se realiza en medio de las crecientes tensiones entre las dos economías más grandes del mundo, lo que provoca ansiedad entre las compañías globales y los defensores del libre comercio.

Se trata de la gira más larga que un presidente estadounidense haya emprendido en los últimos 25 años. China es el tercer país que visita Trump en el marco de su gira, después de Japón y Corea del Sur.

 

El principal objetivo del viaje de Trump, que finalizará el 14 de noviembre, es acordar el fortalecimiento de la presión diplomática y económica sobre Piongyang para frenar sus ambiciones nucleares.

 

Otra tarea prioritaria del mandatario norteamericano es la promoción de los intereses económicos de EE.UU. en la región.

 

No obstante, en la víspera de la visita del mandatario estadounidense a China varios expertos opinaron que la verdadera prioridad de la gira de Trump podría ser la intención de formar una coalición para contener a este país asiático.

 

Este martes el líder norteamericano visitó Seul, donde acordó con su homólogo surcoreano, Moon Jae-in, buscar una solución pacífica al problema nuclear de Corea del Norte. Sin embargo, también decidieron levantar las restricciones a la masa de las ojivas de los misiles surcoreanos.