El Gobierno insiste con que el tipo de cambio «no preocupa» y cree que no treparía más

Cabrera y Frigerio reforzaron el fin de semana la convicción oficial de que la devaluación del peso en este mes no se trasladará al resto de los precios internos

  
El Gobierno insiste con que el tipo de cambio

En línea con lo que días atrás dijo el jefe de Gabinete, Marcos Peña, los ministros de Producción y del Interior, Francisco Cabrera y Rogelio Frigerio, afirmaron ayer que la suba del dólar «no preocupa», pese a su eventual traslado a precios, del que ya advierten algunos consultores privados.

Cabrera desestimó que el valor del dólar «suba mucho más» de los $ 18 que alcanzó el viernes, aunque evaluó que el alza de la divisa norteamericana «tiene un efecto muy bueno sobre el mercado», porque evita la bicicleta financiera, y sobre el sector productivo, porque «mejora la competitividad de las empresas argentinas».

«El dólar en Argentina es libre. No querría decir cuál es el techo porque justamente eso tiene que ver con un mercado de compra y de venta. Lo que sí puedo decir es que yo no tengo dudas de que lo que sobra en Argentina son dólares, así que es poco probable que el dólar pueda dispararse y subir mucho más que esto», planteó. Pero el funcionario también reconoció que podría haber traslado a precios de esta devaluación. «Tradicionalmente en Argentina fue alto por la poca credibilidad de los gobiernos, pero no sucedió cuando se unificó el tipo de cambio en nuestro Gobierno y espero que no ocurra ahora tampoco», analizó.

Por su lado, Frigerio señaló que no le preocupa la escalada del dólar. «Nos tenemos que acostumbrar al tipo de cambio flexible, que lo tiene el 90% de los países del mundo a los que les va bien y es el mejor mecanismo para evitar shocks externos», consideró. Y agregó: «Hay un Banco Central independiente y profesional, en el cual el Gobierno confía en la lucha anti-inflacionaria y también en el manejo de la política cambiaria».

El economista, nieto del ex funcionario de Arturo Frondizi hace 55 años, también descartó que la suba del dólar pueda impactar sobre el resto de los precios de la economía. «El tipo de cambio flexible puede generar que a veces suba y a veces baje; nada nos va a extrañar si en los próximos días el dólar baja un poco, es muy probable que eso ocurra. Y por eso no se va a traspasar a precios», explicó.

«Lo importante es confiar en que, por primera vez en mucho tiempo, tenemos gente profesional y un Banco Central independiente que va a hacer las cosas que hay que hacer para que ninguna de estas variables macroeconómicas genere zozobra», concluyó.

Otro que opinó sobre los movimientos del dólar fue el presidente de la Unión Industrial (UIA), Miguel Acevedo. Para el empresario, la suba fue «abrupta», pero no una devaluación. «No se marca una tendencia de recuperación en el tipo de cambio. Cuando hay aumentos de más del 10% en pocas semanas parece una devaluación, pero no lo es, porque el tipo de cambio sigue atrasado y la baja también puede ser igual», se explayó.

«Hay gente que piensa que ya hizo mucha plata con las Lebac, se retira y va a dólares. Pero hay que recuperar el valor de nuestro peso y dejar de tener como referencia al dólar», pidió Acevedo.

El industrial, además, aseguró que no solamente con el tipo de cambio se mejora la competitividad, sino que «hay costos impositivos muy importantes y conflictividad laboral, sobre todo en el norte de Buenos Aires y en Santa Fe». En ese sentido, dijo que Argentina no va a poder tener una reforma laboral similar a la de Brasil, porque allá hay un contexto de «crisis total», que en el país no existe.

«Estoy rezando para que llegue octubre y volvamos a tratar de solucionar los problemas», cerró Acevedo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.