Comienza la producción de oro en la mina de oro de Gruyere, en Australia Occidental

La mina de oro de Gruyere, situada en Australia Occidental y gestionada por las mineras Gold Road y Gold Fields, obtuvo su primera producción de metal el pasado 1 de julio. Fueron tres lingotes de doré (aleación de oro y plata resultado del procesado en la mina, que luego se envía a una refinería), con un peso total de 1.139 onzas (35,4 kilos).

 

La mina de oro de Gruyere, situada a unos 200 kilómetros al este de la ciudad de Laverton (Australia Occidental) y en cuyo desarrollo se han invertido más de 620 millones de dólares durante los últimos seis años, ha comenzado su fase de producción.

La explotación de la mina la realiza una ‘joint-venture’ al 50% formada por las compañías mineras Gold Road y Gold Fields, que han trabajado para su desarrollo y puesta en funcionamiento desde que se localizara el yacimiento.

En total, la primera producción, obtenida el pasado 1 de julio, ha sido de 1.139 onzas (35,4 kilos) de doré, una aleación de oro y plata que luego se envía a refinar para obtener oro puro, en forma de tres lingotes, de tamaños diferentes (en la imagen, el mayor de ellos).

Todavía falta por poner en marcha algunas instalaciones, como el molino de bolas (maquinaria utilizada para triturar los minerales que contienen oro) y el circuito de recuperación del polvo de oro, que se pondrán en funcionamiento en septiembre.

La compañía estima que hasta que no hayan transcurrido seis o siete meses desde la puesta en marcha, no se alcanzará la capacidad media de procesado estimada. De momento, se está utilizando mineral con una concentración de oro más baja, para reducir la posible pérdida de oro, hasta que se implementen todos los dispositivos de la mina.

Según el director gerente de Gold Road, Duncan Gibbs, esta primera producción de oro constituye un hito muy importante, ya que hace menos de seis años que se localizó el yacimiento: “nuestro trabajo no ha hecho más que empezar. Estamos comprometidos con la exploración del prometedor Cinturón de Yamarna Greenstone, cuyo potencial esperamos explotar por medio de expansiones de la mina de Gruyere o el establecimiento de nuevas minas”.

El coste inicial del proyecto de Gruyere, estimado en 507 millones de dólares, acabó disparándose por encima de los 620 millones, debido a complicaciones imprevistas derivadas de la meteorología y a cambios estratégicos por parte de las dos compañías que la explotan.

Se espera que la mina produzca entre 75.000 y 100.000 onzas de oro (2,3-3,1 Tm) durante este año. La producción media anual estimada será de 300.000 onzas (9,3 Tm), a un coste ‘todo incluido’ (AISC) de 1.025 dólares la onza.

La mina tendrá una vida útil de aproximadamente 12 años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.