CHILE – Exploración minera da señales de reactivación y uso de equipos sube por sobre el 55%

El oro ha concentrado el mayor interés de las empresas, porque su precio subió antes.

Esto, porque la exploración y la demanda por equipos de sondajes está dando las primeras muestras de alza, una etapa que es clave para el sector porque implica que las compañías están volviendo a trabajar en iniciativas que desarrollarán en algunos años más.

Según datos que se manejan al interior de la industria, en abril del año pasado se registró el nivel más bajo de utilización de equipos, llegando a niveles en torno al 27%. Pero desde ese entonces la tendencia se revirtió, comenzado a subir especialmente a partir del segundo semestre del año pasado, cerrando en diciembre cerca del 60%.

Incluso en firmas de ingeniería se han visto movimientos, con nuevos contratos, situación que aunque no permite hablar de un nuevo boom, está dando esperanzas a un sector que vio cómo empresas se reducían fuertemente para afrontar esta etapa.

Consultado sobre la materia, Marcelo Awad, director de la firma AC Perforaciones, confirma la tendencia y dice que esta compañía tiene actualmente al 70% de sus equipos trabajando.

Otros actores de la industria dicen que firmas más grandes están en torno a 55% de utilización.

¿El interés principal? El oro. Esto, en parte por los proyectos de este recurso que se han reactivado, como lo fue el caso de Nueva Unión, que suma los yacimientos El Morro y Relincho. Al mezclar dos iniciativas, se hace necesario realizar estudios para dar forma al nuevo proyecto.

En ese sentido, durante el último año existió un cambio en la tendencia que históricamente se había mantenido en Chile, donde el cobre era el principal mineral explorado, pero que terminó siendo postergado durante el período, y no sólo por el oro, sino que también por la plata.

Según el informe de Catastro de Empresas Exploradoras, realizado por Cochilco, los pozos perforados en su mayoría fueron de proyectos auríferos, los que concentraron el 58,9% del total, siendo secundados por la plata con 22,5%, mientras que el metal rojo sólo alcanzó 17,4%.

La razón de esto, explica Juan Carlos Guajardo, director ejecutivo de Plusmining, se debe a que la recuperación del precio del oro comenzó antes que la de los otros metales, pero a la fecha ya se han sumado los demás sectores.

El experto agrega que se puede considerar estos indicadores como señales, pero aún de manera muy preliminar. “Hay varios síntomas de una recuperación cautelosa de la industria, los últimos eventos confirman que reapareció un apetito por inversión en minería, lo que se está empezando a traducir en mayor actividad de exploración, proceso que resulta fundamental para avanzar en los negocios de capa temprana”, resume.

Este cambio en la tendencia también se tendría que traducir en un mayor nivel de dinero destinado a este tipo de actividad, que durante 2016 se fijó en un total de US$ 443 millones, es decir, alrededor de US$ 172 millones menos que el año anterior.

En este período fue AMSA, brazo minero del grupo Luksic, la que concentro el mayor gasto, con un 19,3%, seguida de Gold Fields y Yamana Gold, con un 12% y 6,8% respectivamente según el reporte de Cochilco.

Tendencia se alinea con realidad mundial

El cambio en la tendencia respecto a la actividad de exploración no es un fenómeno que sólo ocurre en Chile, esto según el Worldwide Mining Exploration Trends, en el que se explica que 2016 fue el cuarto año consecutivo de disminución en gastos de exploración, que se tradujo en presupuestos de US$ 7.000 millones, apenas un tercio del récord de US$ 21.500 millones de 2012, pero que a la vez, comienza a mostrar las primeras señales positivas.

A nivel mundial, los lideres en este ámbito fueron Canadá y Australia con 14% cada uno, mientras que en el continente, el primer puesto lo ocupan Chile y Perú, ambos con un 6% de la actividad. El oro fue también el protagonista a nivel continental, y por segundo año consecutivo, fue el principal objetivo de exploración, con el 44% del total.

Y al igual que la realidad local, las buenas noticias vinieron recién en la segunda mitad del año, luego de la elección de Donald Trump, que le entregó un mayor dinamismo a la industria, y que da esperanzas a una posible reactivación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.