Asimismo, reconoce que si bien durante los últimos años y en línea con el resto de los mercados el negocio de arriendo de maquinaria también se contrajo, hace notar que este ejercicio se ha visto “con un buen ritmo y con bastantes oportunidades, lo cual nos ha permitido crecer e invertir en tener una flota más joven y así poder abastecer a más clientes”.

Oportunidades

Consultados diversos ejecutivos sobre las ventajas que ofrece la opción de arriendo de equipos, Hernán Gerdtzen, subgerente comercial de Rental de Dercomaq, argumenta que la principal es que los clientes pueden enfocarse en el core de su negocio, delegando la responsabilidad de las máquinas, y de esta forma invertir en lo que realmente requieren para su empresa, dejando de lado el gasto financiero, depreciación y mantención de equipos.

Una postura similar manifiesta Evelyn Molina, gerenta de Ventas del área de Arriendo de Atlas Copco, señalando que cada vez es más aceptado tercerizar servicios. “Uno de ellos es el de máquinas;  con esto se evita aumentar o engrosar la línea de inversión”, precisa.

Fabio Peláez ahonda en el tema, puntualizando que son varios los beneficios que ofrece el modelo de arriendo versus el de compra directa, pero que la conveniencia de una u otra alternativa dependerá de cada caso en particular. “Es necesario evaluar el tipo de aplicación (de las máquinas), las horas esperadas de uso, el plazo del negocio, para saber cuál opción es más ventajosa”, advierte.

Sin embargo, agrega que entre las ventajas más difundidas de arrendar están: el no uso de capital; desligarse del mantenimiento de los equipos, así como de contar con técnicos a cargo de esta labor; el no tener que preocuparse del almacenamiento de las unidades cuando éstas no son utilizadas, entre otras.

Servicios asociados

En cuanto a lo sofisticado que es el servicio que se ofrece bajo esta modalidad, los ejecutivos coinciden en que va más allá del arriendo de las máquinas.

Según Hernán Gerdtzen, apuntan a ser un aliado estratégico con sus clientes: “Para ello les solicitamos que nos faciliten el acceso a los equipos, para poder capacitar a sus operadores con visitas técnicas en terreno, con el objetivo de mejorar los KPI en la operación, y realizar la mantención con técnicos altamente capacitados, para asegurar una alta tasa de disponibilidad”.

En el caso de Atlas Copco, Evelyn Molina responde que entregan una solución total a sus clientes. Esto significa: asesoramiento, configuración, equipos, logística y soporte.

Fabio Peláez pone el énfasis en que ofrecen principalmente maquinaria CAT, “lo cual implica una calidad y tecnología líder a nivel mundial”, subraya. Asimismo, destaca el importante rol que le asignan a la innovación tecnológica: “En la actualidad, podemos acceder a mucha información de los equipos a nivel remoto, con indicadores de rendimiento, productividad y eficiencia. Todo esto es algo que nuestros clientes requieren y valoran”. También acota que en la mayoría de los casos tienen la responsabilidad de mantener y dar servicio a la flota.

Respecto a este último punto, y vinculado con los resguardos para asegurar la calidad y buen estado de la flota en arriendo, el subgerente comercial de Rental Dercomaq enfatiza que las mantenciones deben ser realizadas en forma periódica y asociadas a una capacitación de los operadores, lo que permite minimizar los riesgos de mala operación de las máquinas y, por ende, posibles fallas.

En el caso de la unidad rental de Finning, Peláez señala que todos sus equipos cuentan con garantía del fabricante (Caterpillar). “Adicionalmente a esto, tenemos políticas de renovación e inspección de flota sumamente estrictas”, puntualiza.

Ciclo de actividad

El sector no ha estado ajeno a los vaivenes  en el precio del cobre y de la actividad minera de los últimos años. Al respecto, la representante de Atlas Copco hace hincapié en que cuando la inversión está restringida, el arriendo es una gran alternativa para la continuidad operacional.

Fabio Peláez, en tanto, acota que el negocio de arriendo de maquinaria depende en gran medida del ciclo de los metales y la actividad del sector: “Cuando mejoran los precios del cobre, por ejemplo, de inmediato empieza a haber mayor movimiento y más oportunidades. Un gran porcentaje de nuestros clientes es contratista del rubro”.

El ejecutivo agrega que este año han visto mayor actividad en comparación con periodos anteriores, y dice que avizora con mayor optimismo el próximo año; “sin embargo, aún es necesario estar mirando el mercado con algo de cautela”, matiza.

Más efusivo, Hernán Gerdtzen comenta que 2018 ha sido de crecimiento para el negocio. “Además -añade-, estamos seguros de que 2019 y 2020 presentarán un escenario prometedor y de crecimiento para la industria del arriendo de maquinaria”.

Perfil de clientes y flota

¿A qué clientes y actividades está enfocada su oferta de arriendo?

  • Finning: A todo tipo de clientes dentro de los rubros de minería, construcción y energía, siendo el principal segmento empresas mineras, contratistas del rubro, entre otros.
  • Atlas Copco Rental: Los equipos y servicios están enfocados a grandes compañías mineras, como también a empresas contratistas que prestan servicio a la minería.
  • Dercomaq: A empresas de los rubros construcción, minería, industria y servicios, que buscan un aliado para delegar sus requerimientos de maquinarias con un apoyo integral constante.

¿Qué equipos conforman su flota?

  • Finning: La flota se divide, principalmente, en tres segmentos: Construcción/Maquinaria, se compone por tractores, excavadoras, cargadores, motoniveladoras, rodillos, entre otros. “Power” o “Generación”, que considera grupos generadores que van desde las potencias de 13,5 hasta los 1.000 KVA. Equipos complementarios, como compresores, torres de iluminación y plataformas elevadoras.
  • Atlas Copco Rental: Comprende compresores diésel, compresores portátiles con inyección de aceite, grupos electrógenos, torres de iluminación, bombas y nitrógeno.
  • Dercomaq: Cuenta con equipos de movimiento de tierra, como cargadores frontales hasta 3,5 m3 de capacidad de balde, excavadoras hasta 37 toneladas, retroexcavadoras y minicargadores; en el área de transporte, camiones con grúa, camiones tolva hasta 14 m3, vehículos aljibe hasta 20 m3 y camiones combustible; en lo que respecta a manipulación de materiales, grúas horquillas de 3 a 16 toneladas, y manipuladores telescópicos; en generación, grupos electrógenos de 40 a 220 Kva y torres de iluminación.